|

Obama en discreta campaña electoral desde la Casa Blanca

WASHINGTON, EEUU.-El presidente Barack Obama está recurriendo discretamente al poder de su cargo para promover a los candidatos demócratas cuando falta menos de una semana para las elecciones del Congreso, una votación que podría darle a los republicanos la mayoría en la Cámara de Representantes y entorpecer seriamente las perspectivas legislativas de la Casa Blanca en los próximos dos años.

Obama ha mantenido recientemente un ritmo frenético de campaña a nivel nacional mientras intenta fortalecer la base democrática, temiendo que los votantes que lo llevaron a la Presidencia hace dos años no participarán en esta elección sin aparecer él en la boleta electoral.

En las elecciones del mes próximo se renovarán los 435 escaños en la cámara baja, 37 de las 100 butacas del Senado y 37 gobernaciones estatales.

Los republicanos tienen el apoyo del movimiento ultraconservador Tea Party y muchos independientes molestos, que culpan al presidente por el persistente malestar económico del país.

Los republicanos tienen prácticamente asegurado ganar la mayoría en la Cámara de Representantes. También se pronostica que obtendrán avances significativos en el Senado, pero difícilmente llegarán a capturar 51 asientos, que representan la mayoría.

Sus perspectivas son aún mejores en las competencias por gobernador. Con los 50 estados preparándose para elaborar nuevos mapas de distritos electorales del Congreso después del censo nacional de este año, los gobernadores republicanos tendrán una voz importante en el proceso, una voz que estará fuertemente inclinada hacia los candidatos republicanos para las siguientes elecciones, por la Presidencia, en 2012.

Esta realidad está guiando muchas de los actos públicos de Obama en los últimos días de la campaña hacia las elecciones del 2 de noviembre, algo que es especialmente evidente en Ohio. Obama, el vicepresidente Joe Biden y el ex presidente Bill Clinton estarán en Ohio el fin de semana para tratar de salvar la candidatura por la reelección del gobernador Ted Strickland y hasta seis escaños de la Cámara durante las elecciones del martes.

El impacto podría ir más allá de este año, al afectar la redistribución de distritos y el apoyo que Obama necesitaría del estado, clave hacia su campaña por la reelección. Strickland ganó fácilmente la gobernación en 2006, con más de 23 puntos porcentuales de ventaja, pero lucha por permanecer en el puesto ante el desafío del ex representante republicano John Kasich.

Obama tiene programado celebrar el domingo en Cleveland su último acto público antes de las elecciones. Estará acompañado por Biden, quien no es ningún extraño en la campaña de Strickland. Clinton también planea hacer tres escalas de campaña con el gobernador del estado el sábado.

Short URL: http://notidiarias.com/?p=2016

Deja un comentario

publicidad@notidiarias.com

Comentarios recientes